lunes, 17 de noviembre de 2008

La crítica

Este fin de semana he tenido una función un tanto peculiar. Llegué al teatro con bastante antelación al comienzo de la obra. De manera que daba tiempo a un pase antes de la entrada del público, eso creía yo. Pero mi sorpresa al llegar fue que estaban grabando los videos para la segunda parte. Mi gozo en un pozo, solo dio tiempo para un repaso de texto. Me visto, me maquillo y todos juntos realizamos el ritual previo a la representación. ¡Listos para empezar! En ese momento llega el director:
- No funciona el proyector.
- ¿Qué?
- Versión reducida.
Esto significa que yo tengo más texto y una canción más. Esta es una versión de emergencia en la que mi personaje explica y narra lo que sucede en los videos y muestra un objeto que es el que da título a la obra. El problema radica en que dos de los actores son nuevos y nunca han ensayado esta versión, normalmente el malo de la obra marca un tiempo en pantalla con el que jugamos los actores, otro problema es que saco un objeto en escena para mostrar al público, el objeto no está. Bueno la obra comienza y todo va bien. Los niños disfrutan y participan, pero llega el momento en el que dos de nosotros bajamos al patio de butacas y los niños, levantados de sus butacas nos acorralan.
- Sayris, eres el mejor.
- Gracias, pero volver a sentaros.
- Macho eres el mejor, podemos subir a ayudarte.
- Eeeh. ¡No!
- Bueno, pues si viene el malo le pegamos.
Dicho y hecho. En la segunda intervención del malo(este sube atravesando el patio) pude oír:
- ¡Ay! ¡Ouh!
- ¡Toma, toma!
Le sacudieron bien.
Al final, yo, oculto para mi última intervención, veo que pasa a mi lado corriendo Geisen:
-¿donde vas?
-A quitar a los niños que están apoyados en el escenario.
Finalmente todo salió mejor de lo esperado. Y la muestra esta crítica que he leído en un periódico:
14/Nov/2008 LA VERDAD.
22:43:57
Si tenéis oportunidad de ver la obra, merece la pena, es una maravilla en todos los aspectos, la historia es increíble, la música magistral y la actuación actoral es inmejorable, en resumen, una obra de teatro de las que ya no se hacen...

1 comentario:

yo mismo dijo...

Me reitero en mis felicitaciones, pero la crítica es de una persona, no del diario, así que el valor real se desploma al 50% jeje.